La poca cantidad de efectivo que actualmente dan por taquilla la mayoría de las entidades bancarias del estado Anzoátegui tiene enfurecidos a sus clientes

María Villalba, quien trabaja como secretaria, aseguró que los Bs 20 mil diarios que desde hace una semana ofrecen las oficinas del Banco de Venezuela no le alcanzan ni para movilizarse en transporte público.

“Si me pongo a sacar cuenta con el costo de los autobuses normales (tradicionales) llegaré a pie a mi casa, porque cobran hasta Bs 15 mil por un pasaje. Trato de utilizar siempre el BTR (Bus de Tránsito Rápido) para que me alcance el dinero. Uno tiene que sacar plata todo los días para poder costear los gastos. Como si no tuviéramos más nada que hacer”.

Similar opinión expresó la jubilada Noris Guerra, quien repudió el límite que aplican los gerentes.

“Yo no trabajé tantos años para que vengan ellos a hacer lo que mejor les parezca con mi dinero. Con Bs 40 mil, que es lo máximo que dan la mayoría de los bancos, uno no se puede comprar ni un kilo de ají. Pareciera que están confabulados con los estafadores que venden por punto de venta”, expresó.

José Torres, vecino de Boca de Uchire, denunció, vía telefónica, que el límite máximo que ofrecen las entidades financieras Caroní y Bicentenario tampoco llega a Bs 50 mil.

“Eso no me alcanza ni para comprar un sobre de Tang, menos para el pasaje, si es que me pongo a utilizar los autobuses normales para ir hacia Clarines, que es donde están los bancos. Esa plata yo me la gano con el sudor de la frente, debería disponer de lo que yo quisiera”, manifestó.