La periodista sueca Annika Rothstein, fue detenida por efectivos de la Guardia Nacional luego de arribar a Venezuela y la deportaron a París.

Así lo denunció en Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) a través de su cuenta en Twitter, donde detalló que Rothstein fue enviada en un vuelo de Air France.

Asimismo, la periodista señaló en su cuenta en la red social del pajarito azul, que no se le informó el motivo de la deportación y que tras ser abordada en el avión con dirección París, no le fueron devueltas sus pertenencias, entre ellas, su pasaporte.

“Ahora estoy sentado en el avión, llorando. Se llevaron mi pasaporte y no sé dónde están mis cosas. Tampoco sé si alguna vez podré volver a Venezuela Todo lo que intentaba hacer era mostrarle este país al mundo, con amor, honestidad y pasión y me echaron”, relató Rothsein.

En horas de la noche, la periodista había compartido una foto empacando para su viaje a Venezuela, y durante su llegada al país, publicó un video sumamente emocionada.

“Estoy tan enojada y tan triste. He intentado todo lo posible para mostrar todos los lados de Venezuela. Incluso, cuando fui criticada por entrevistar a todo el mundo, me mantuve en el camino de la abogacía y el activismo. Ahora, este Gobierno me está deportando, llevando mi pasaporte y mis cosas sin siquiera una razón”, apuntó.

En febrero, la activista fue una de las asediadas en la frontera colombo venezolana cuando se intentó ingresar el primer cargamento de ayuda humanitaria. Entonces, Rothsein y su equipo fueron amenazados de muerte por los colectivos, quienes les robaron todos sus equipos y pertenencias personales.

Fuente: SNTP/elcooperante