El Defensor del Pueblo, Alfredo Ruíz, dijo que los organismos de seguridad del Estado son los responsables de proteger la vida, integridad y salud de las personas que se encuentran privadas de libertad, esto a propósito de la muerte del concejal de Caracas, Fernando Albán.

En una nota de prensa publicada por la Defensoría, Ruíz lamentó lo ocurrido con el concejal y exhortó a los organismos competentes a extremar medidas de seguridad en los centros de detención para garantizar la vida de los detenidos, procesados y penados.

Aseguró que se designó una comisión del Ministerio Público para investigar lo ocurrido y así establecer responsabilidades a quienes correspondan.

Vale acotar que después de haber sido publicada la nota en el portal de la Defensoría, la misma tenía dificultades para ingresar.