En horas de la noche de este jueves el Poder Ejecutivo encabezado por Soumeylou Boubeye Maiga anunció su renuncia, luego de las protestas masivas contra su administración y la amenaza de la Asamblea Nacional de aprobar una moción de censura.

Este viernes el Legislativo iba a retirar su apoyo a Maiga,después de la imponente marcha popular del 5 de abril que sacó a las calles de Bamako a decenas de miles de personas, reseñó EFE.

Aquella marcha, convocada por líderes religiosos y apoyada por la oposición en bloque, puso de manifiesto el descontento por la inseguridad en Mali pero también por los escasos avances sociales en un país que lleva varios años instalado en la inestabilidad.

Un síntoma de esta inestabilidad es el constante cambio de gobiernos: desde septiembre de 2013 se han sucedido cinco primeros ministros en el cargo, y todos han terminado de manera más o menos abrupta, arrastrados por el descontento popular.

Fuente: efe